Ésta es la pregunta que casi todo empresario se ha tenido que plantear en algún momento de cuando la empresa ha evolucionado y hay que crecer, en estructura y en espacio. En este post pretendemos aportar reflexiones de las ventajas y desventajas de cada uno de los modelos:

Ventajas en el alquiler de una oficina

  • Dispondrás de una mayor movilidad y flexibilidad. Podrás mover la ubicación y destino de tu negocio de una forma rápida. Una solución para el caso en que el negocio no vaya bien.
  • Más cash circulante. Al no realizar una inversión económica importante, podrás destinar parte de esta inversión a otros elementos determinantes para tu negocio
  • Menos gastos fijos. Te evitarás tener ciertos gastos fijos relacionados con la propiedad de un inmueble.
  • Gasto no inversión. Los pagos del alquiler se tratan como gasto para tu negocio, y no como una inversión.

Ventajas en la compra de una oficina

  • Patrimonio para la sociedad. La adquisición de la oficina hará incrementar el patrimonio de la empresa. El gasto, se podrá amortizar en plazo temporal medio de 20-30 años.
  • Deducciones fiscales. Podrás aprovecharte de ciertas deducciones fiscales para meter la compra del bien inmueble.
  • Ingresos adicionales. Si la oficina es grande, puedes de alquilar un espacio de oficina adicional agregando otra fuente de ingresos.
  • Inversión. Es una apuesta a futuro ya que seguramente el inmueble se va a revalorizar en los próximos años.

Como ves, dependiendo de tus necesidades y valoraciones, deberás plantearte cual es la mejor decisión para tu negocio.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies